Graco Ramírez y Ruiz Esparza se echan la bolita pero nadie hace nada

Screenshot_1

El pasado 12 de julio despertamos con la noticia de que un socavón se había formado en el Paso Exprés de Cuernavaca, pero no sólo esto además había provocado la muerte de dos personas, hoy es día que aún no se da con los responsables.

Luego de un mes, los peritos encargados de dar a conocer lo que provocó este inmenso hoyo en la tierra salieron a decir, que todo era culpa de la basura que no se limpió a su debido tiempo y sobretodo de el tubo con más de 40 años de antigüedad que a nadie se le ocurrió cambiar al momento de realizar esta construcción.

El nombre de ninguna persona salió a la luz, justificando que esto era responsabilidad de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT). Hasta el momento los familiares de las víctimas no han recibido indemnización alguna, y la batalla legal continúa, pero lejos de esto lo que en verdad importa tanto para ellos como para los miles de ciudadanos indignados por este tipo de acciones es que nadie haya sido culpado aún.

En días pasados la SCT culpó de los hechos al gobernador Graco Ramírez, pues en un documento aseguraba que tanto el gobierno estatal como el municipal tenían la responsabilidad directa e inmediata de ejecutar las medidas de Protección Civil y, por ende, las de prevención y emergencia.

También aseguró que se les advirtió sobre las medidas de limpieza, mismas que ignoraron

Por supuesto Graco Ramírez no se quedó atrás y en entrevista con Ciro Gómez Leyva dijo que la culpa era de Gerardo Ruiz Esparza y la SCT, porque sólo estaba evadiendo sus responsabilidades culpando a todo mundo por el socavón del Paso Exprés de Cuernavaca, con tal cinismo que no creía posible que pensara que “todos son culpables menos yo”, si el señor (Ruiz Esparza) fue el que hizo la obra.

Además agregó: “se les advirtió y no cambiaron el tubo”.

Es decir, tanto la Secretaría como el gobierno de Graco eran conscientes del peligro que representaba el hecho de seguir usando un tubo viejo, y sobretodo de no limpiarlo, pero a ninguno de los dos les importó, ahora sólo se dedican a echarse la bolita, con un pelea que como todos sabemos sólo hará que este problema se extienda para nunca dar con los verdaderos responsables.

Dentro de esta sarta de dimes y diretes para nadie es sorpresa que Ruiz Esparza esté tratando de salir lo mejor librado del problema, pues es uno de los posibles candidatos a la presidencia este 2018, ¿Quién podría depositar su confianza en un hombre que no hace más que culpar a los demás en lugar de asumir su parte de culpa?

Parece que a estos señores se les ha olvidado que este problema no es sólo una falla en una vía, que el enorme socavón provocó la muerte de dos personas, personas que tenían familiares, que además no han recibido justicia, y mucho menos un sólo peso

Comments

comments