Cárceles tienen sobrepoblación de 64 mil reos

carcel

Ciudad de México- La saturación de cárceles es cada vez mayor en México, ya que de septiembre de 2013 a septiembre de 2014 ingresaron diez mil reos más, con lo que suman un total de 233 mil 537 presos en todo el país, aunque la capacidad carcelaria del país es de apenas 169 mil 900.

Significa que en las cárceles mexicanas hay sobrepoblación de casi 64 mil presos, que rebasa la capacidad de los centros de readaptación social del país.

Cifras de la Secretaría de Gobernación revelan que en esa sobrepoblación, los presos de las cárceles del Estado de México son 2.3 veces la capacidad física que existe para una readaptación social adecuada, eso equivale a que hay más de dos presos por cada uno que debería haber.

Los internos en el Estado de México suman 23 mil 632, aunque la capacidad de las penitenciarías es de nueve mil 964, lo cual muestra que hay más del doble de reclusos de los que caben.

En el Distrito Federal casi se duplica la capacidad, al tener 40 mil 335 reos en centros que tienen capacidad para 22 mil 411 personas; en tanto que Jalisco tiene en sus cárceles a 18 mil 571 presos, pese a que su capacidad es de diez mil personas.

Al comparar la población penitenciaria que había en el país hasta septiembre de 2013 respecto de 2014, Gobernación muestra que pasó de 223 mil 300 a 233 mil 500, es decir, 10 mil 200 internos más, que equivale a un aumento de 4.5% en todo el país.

Al revisar las cifras por entidad, los reclusorios de Coahuila son los menos saturados, pues apenas hay 63 más, pues la población recluida es de tres mil 88, mientras que la capacidad es de tres mil 25 presos.

Contrario a la sobrepoblación nacional, Guanajuato, Michoacán, Querétaro, Tamaulipas, Tlaxcala, Yucatán y Zacatecas son las siete entidades donde sus reclusorios no superan la capacidad instalada, ya que el número de presos es menor, mientras que en 25 estados la saturación llega en algunos casos hasta el doble.

En Guanajuato, las cárceles tienen capacidad para cinco mil 700 reos, pero sólo hay cuatro mil 190 presos; en Michoacán la capacidad es de nueve mil 600 y sólo hay seis mil 300 reclusos; en Querétaro hay capacidad para dos mil 650, pero sólo llegan a dos mil 490 internos.

Lo mismo pasa en Tamaulipas, una de las entidades con alto índice delictivo, donde su población penitenciaria es de seis mil 299, y su capacidad es de siete mil.

En Tlaxcala el número de presos es de 900 y la capacidad de las cárceles es de mil. En Yucatán la capacidad de reclusión es de tres mil y apenas hay poco más de dos mil presos, y en Zacatecas la capacidad es de dos mil 450, pero sólo hay mil 455 presos.

Comments

comments